Actualidad

El gobierno de Colombia lidera acciones de cambio climático en Madrid

Una de las prioridades de Colombia durante la Vigesimoquinta Conferencia de las Partes de Cambio Climático que tiene lugar en Madrid del 2 al 13 de diciembre, será la definición de las reglas sobre el mercado de carbono, el cual en Colombia ha permitido ya la reducción de alrededor de 20 millones de toneladas de CO2 desde el año 2017.

En este sentido, la delegación colombiana, compuesta por el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible, la Cancillería, el Departamento de Planeación Nacional, el Ministerio de Minas y Energía, y el Ideam, y en cabeza del Ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Ricardo Lozano, buscará definir mecanismos para evitar la doble contabilidad de reducción de emisiones.

En este orden de ideas, buscará promover las tecnologías de baja y cero emisiones de carbono, y promocionar metodologías de contabilidad de resultados de mitigación que sean robustas y transparentes.

"Un mecanismo con reglas de mercado claras nos permitirá pensar e implementar estrategias que reduzcan las emisiones de carbono en el tiempo no solo en Colombia sino en la región; a su vez nos permitirá actuar en conjunto con nuestros países vecinos, que tienen ecosistemas y condiciones similares a las nuestras, para ser más efectivos en la búsqueda de menores emisiones que afectan el planeta", indico el Ministro de Ambiente, Ricardo Lozano.

En segundo lugar, agregó, se prestará especial atención al Mecanismo Internacional sobre Pérdidas y Daños, que corresponde a la herramienta con que cuentan los países para determinar los impactos y costos asociados a las vulnerabilidades específicas frente a los eventos extremos de variabilidad climática tales como el fenómeno El Niño o La Niña.

La prioridad de Colombia frente al cambio climático será la prevención de los impactos sobre las comunidades y la biodiversidad.

Por ello Colombia avanza en la implementación de soluciones basadas en la naturaleza mediante la generación de conocimiento tradicional y científico, la innovación y desarrollo de nuevas tecnologías que permiten reducir la vulnerabilidad de nuestras comunidades y mejorar las condiciones de adaptación de los territorios colombianos.

También serán asuntos de especial relevancia para nuestro país, los mecanismos de transparencia que aseguren el reporte de información clara y oportuna de los países, así como la definición de la orientación que tendrán las líneas de financiamiento del Fondo Verde del Clima.

"El 2020 será el año en que inicia el primer periodo de implementación del Acuerdo de París y el cumplimento de nuestros compromisos al 2030, y Colombia está preparada para ello. La transición hacia las energías renovables no convencionales como la solar y la eólica, nuestra meta de carbono neutralidad al 2050, la agricultura sostenible que incluye la adopción a gran escala de sistemas silvopastoriles, la reducción de la deforestación incluyendo acciones de restauración y conservación de los bosques, las estrategias de economía circular, de mejoramiento de calidad de aire y movilidad eléctrica, así como el impulso al incremento de nuestras ambiciones en la agenda de la Convención de Diversidad Biológica a desarrollarse en próximo año, serán la base para dicho cumplimiento", recalcó el Ministro.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.