Economía

Cepal pide desmantelar privilegios en el ámbito fiscal en América Latina

(EFE) La secretaria ejecutiva de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), Alicia Bárcena, aseguró que América Latina debe "repensar su modelo económico" para reducir la desigualdad, que considera "el telón de fondo" de la crisis social que está atravesando la región.

Bárcena recalcó la necesidad de hacer un "profundo análisis" del descontento social en Latinoamérica para tender hacia "un mejor equilibrio entre el rol del Estado, el mercado y la sociedad". "En parte, el modelo neoliberal ha fracasado y hay que encontrar un camino que se ajuste mucho mejor a las características de la región", afirmó Bárcena, quien insistió en que "no se puede depender solo del mercado porque este no resuelve los problemas de desigualdad".

Para la secretaria ejecutiva de la Cepal, la disparidad entre estratos sociales es la causa detrás de la crisis que han vivido países como Chile, Colombia o Ecuador durante las últimas semanas, con masivas protestas clamando mayor justicia social.

Ante este escenario, el organismo de Naciones Unidas (ONU) propone que se "desmantelen privilegios" en el ámbito fiscal y se establezca una "estructura más progresiva en la que los más ricos sean los que más paguen".

Según el Balance Preliminar 2019, la economía de América Latina y el Caribe finalizará el 2019 con un crecimiento casi nulo (0,1 %), un frenazo en seco en comparación con el 1 % del año pasado. Esto se debe a un momento de "claro estancamiento y bajo crecimiento", en el que 23 de 33 países de la región presentarán una desaceleración de su crecimiento durante este año, mientras que 14 naciones anotarán una expansión igual o inferior al 1 %. De esta forma, el período 2014-2020 se conformará como el de menor crecimiento en las últimas siete décadas.

INCIDENCIA DE LAS PROTESTAS

Sin embargo, la secretaria ejecutiva no achaca este receso únicamente a las protestas de las últimas semanas: "Varía según el país, en el caso de Colombia y Ecuador la incidencia ha sido menor en materia económica que en Chile, donde la situación social ha afectado el consumo de manera importante".

Las proyecciones para 2020 de la Cepal son relativamente más optimistas que las de este año, con un crecimiento regional del 1,3 %, sustentado principalmente por la subida de países como Brasil (de 1 % en 2019 a 1,7 % en 2020), Colombia (de 3,2 % a 3,5 %) o México (de 0 % a 1,3 %).

"Lo preocupante en América Latina y el Caribe es que las economías de los dos socios comerciales más importantes, Estados Unidos y China, se desacelerarán", apuntó Bárcena.

La alta funcionaria indicó que "si Chile, Colombia, México y Argentina logran estimular su economía con una política fiscal activa, pueden tener mejores resultados" de los esperados.

VALORACIÓN DE MEDIDAS DE LÓPEZ OBRADOR

Concretamente, valoró "muy positivamente" algunas de las medidas implementadas por el Gobierno del presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, como las dirigidas a la subida de los salarios más bajos o la política energética que se desempeñará tras el descubrimiento de un gigantesco yacimiento petrolífero en Tabasco.

"Hay proyectos aprobados que representan una señal que hay un nuevo modelo más austero en el gasto público pero, a la vez, reasignando los gastos y luchando contra la corrupción", celebró.

Por otro lado, Bárcena resaltó la "estabilidad" de la macroeconomía colombiana, que "ha sido más resistente a la desaceleración mundial" gracias, en parte, a la inversión en infraestructuras y en la construcción. En Brasil, pese al crecimiento económico que se proyecta, la secretaria ejecutiva de la Cepal lamentó la "agudización de la desigualdad y la pobreza". Con estos ejemplos dispares, la alta representante quiso enfatizar que "no hay un modelo único, porque cada país tiene problemas distintos".

Aun así, para Bárcena un "hilo conductor" para todas las naciones es que "el ajuste fiscal no es el camino". "Está demostrado que a más ajuste, mayor deterioro de las economías y los indicadores sociales. Cada país tendrá que ver cómo lleva adelante políticas de estímulo del crecimiento", aseveró.

Tal como recoge el informe presentado por la Cepal, en la mayoría de países de Latinoamérica y el Caribe la inflación no es un problema, lo que "abre la posibilidad para políticas expansivas". "Somos en promedio la región más desigual del mundo, y no es justo porque tenemos recursos naturales y un bono demográfico que no podemos desperdiciar", señaló la funcionaria, que calificó de "intolerable" la gran disparidad entre grupos sociales en subregiones como Centroamérica.

En esta línea, indicó que "los jóvenes que están en la calle ven comprometido su futuro", de manera que se debe reflexionar sobre "el modelo que escogemos para mejorar el bienestar de las futuras generaciones". "Debemos observar la crisis social que vivimos y mirarla con seriedad, porque ahí está la clave para resolver el futuro próximo", sentenció.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin