Economía

La banca se prepara para un incremento en la morosidad de los créditos

En el primer semestre de 2021, la banca comenzará a evidenciar un incremento en los impagos por parte de los deudores, debido a la finalización de los programas de alivios financieros que se implementaron en medio de la emergencia económica ocasionada por la pandemia de la covid-19, anunció el presidente de Asobancaria, Santiago Castro.

Según el directivo "vamos a llegar a unos niveles altos del 17,9%, pero esperamos para diciembre del 2021 bajar esa calidad de cartera a un 13,2%. Es algo que no es de menor monto, pero la banca se ha preparado para esta situación en los últimos ocho meses".

El gremio estima que el saldo en rojo de los deudores podría llegar a cerca de 36 billones de pesos el próximo año, ante la imposibilidad de cumplir con el pago de sus obligaciones.

La banca, dijo, ya está preparada para recibir el golpe y lo que están haciendo muchas de las entidades es reducir las utilidades de este año y aumentar sus reservas o provisiones.

Entre tanto, el Superintendente Financiero Jorge Castaño, señaló que el principal riesgo que se identifica dentro de la gestión de las entidades es el de crédito, como consecuencia del posible incremento en la morosidad en carteras masivas. Sin embargo, considera que el recaudo de cartera ha venido recuperándose, dando señales alentadoras que mitigan este riesgo en las diferentes entidades. A esto se suma un mayor provisionamiento por parte de las entidades que compensa adecuadamente el deterioro de la cartera.

Por su parte, el vicepresidente de Asobancaria, Alejandro Vera, señaló que "lo que vamos a ver es un incremento de la cartera vencida en microcrédito que puede llegar al 24%. En cartera comercial donde encontramos las pymes y grandes empresas, podría haber un crecimiento de las deudas del 20% y en consumo se estima una variación del 14%".

Por eso el gremio propuso que el Gobierno Nacional extienda los programas de alivios financieros durante todo el 2021, con el fin de mantener el flujo del crédito en la economía.

De acuerdo con lo expuesto por Asobancaria la adecuada gestión de riesgos del sistema financiero ha mantenido su estabilidad y solvencia, permitiendo su acompañamiento al país durante la emergencia del COVID- 19.

"La regulación y la acertada gestión de riesgos que el sector financiero ha llevado a cabo hacen que hoy las entidades cuenten con niveles adecuados de capital, de provisiones y tengan mejores estándares de liquidez, lo que les ha permitido enfrentar la difícil coyuntura, que se prevé será la peor recesión económica de la historia de Colombia", señaló el gremio.

"En cuanto a los retos del sector para 2021, se resalta la necesidad de generar una estrategia integral que contemple medidas tanto del sector financiero como del Gobierno Nacional, para continuar otorgando alivios a aquellos deudores que lo requieran, garantizando la adecuada gestión de riesgos, y de esta forma, mantener el flujo de crédito a la economía, por ejemplo, a través de garantías y créditos de redescuento, con el fin de mitigar los impactos que la pandemia seguirá generando durante el próximo año", aseguró Castro.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.