Economía

Índice de Sufrimiento Macroeconómico en Colombia conduce a nuevas tendencias electorales

  • Este mayor sufrimiento macroeconómico de los jóvenes ayuda a entender el marcado inconformismo y la actitud anti-establecimiento, lo cual casi lleva a Colombia a experimentar un equivocado socialismo-bolivariano-Petrista.
El nuevo presidente de Colombia, Iván Duque, enfrenta el desafío de reducir el sufrimiento macroeconómico.

Algo que ANIF define como el Índice de Sufrimiento Macroeconómico en Colombia, explicaría en gran medida las tendencias observadas en la última elección presidencial, que le dio a la izquierda un fuerte repunte.

Dice un documento de ANIF que bajo el gobierno de Santos I (2011-2014) se habían logrado ganancias importantes en el frente macroeconómico, al lograr el ISM más bajo de las últimas cinco décadas (8.6%).

Sin embargo, el ciclo macroeconómico bajista que ha estado experimentando Colombia a lo largo del quinquenio 2015-2020 ha puesto en riesgo dicha corrección del ISM.

Nuestras estimaciones sugieren que el ISM estaría promediando un 13% durante la Administración Santos II (2015-2018), retornando a los niveles observados bajo Uribe II (2007-2010) del 12.8% y después de haber logrado reducirlo a solo un 8.6% bajo Santos I (2011-2014).

Por su parte, el ISM de los jóvenes sigue la tendencia del ISM total, ubicándose en niveles mínimos del 18.5% durante la Administración Santos I (2011-2014), deteriorándose probablemente hacia el 20.1% en el período de Santos II (2015-2018), por cuenta del mencionado ciclo macroeconómico bajista y el deterioro de la tasa de desempleo.

Este mayor sufrimiento macroeconómico de los jóvenes ayuda a entender el marcado inconformismo y la actitud anti-establecimiento, lo cual casi lleva a Colombia a experimentar un equivocado socialismo-bolivariano-Petrista, disfrazado en las últimas semanas de oveja liberal López-Pumarejista.

De allí la importancia de, por ejemplo, impulsar una reforma laboral que flexibilice el mercado a favor de la contratación de los jóvenes.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0