Economía

En el primer trimestre las utilidades del sistema financiero ascendieron a $29 billones

El sistema financiero tuvo resultados positivos acumulados durante el primer trimestre de 2019. Las utilidades acumuladas hasta marzo fueron $29 billones, presentando una variación de $28.9 billones respecto a marzo de 2018 y $12.4 frente al mes anterior, informó la Superintendencia Financiera de Colombia.

Las entidades financieras obtuvieron resultados acumulados de $5.4 billones, distribuidos de la siguiente manera: Establecimientos de Crédito (EC) $3.4 billones, Instituciones Oficiales Especiales (IOE) $744.1 mil millones, Aseguradoras $673.4 mil millones y Sociedades Administradoras de Fondos de Pensiones y Cesantías $355.1 mil millones.

Por su parte, los resultados acumulados de los recursos de terceros administrados ascendieron a $23.6 billones y fueron explicados, principalmente, por los fondos de pensiones y cesantías $15.3 billones, por fondos administrados por sociedades fiduciarias $6.8 billones, por los fondos administrados por Sociedades Comisionistas de Bolsa de Valores (SCBV) $1.3 billones.

La dinámica de los activos del sistema financiero se explicó por el comportamiento del portafolio de inversiones. Las inversiones del sistema financiero ascendieron a $894.1 billones presentando una variación real anual de 8.8%. En términos absolutos, el incremento anual fue de $97.5 billones explicado por el mayor saldo de instrumentos representativos de deuda tanto nacionales como extranjeros que aumentaron en $8.9 billones y $6 billones, en su orden.

La cartera total registró en marzo un crecimiento real anual de 3.36%. El saldo total de la cartera bruta ascendió a $471.7 billones, presentando un incremento de $4.4 billones frente al mes anterior. Esta variación fue explicada por el crecimiento de todas las modalidades de cartera. En particular, la cartera comercial en $2.3 billones, equivalente a una variación real anual de 0.01% y cartera de consumo $1.4 billones, es decir 7.07% real anual.

Por su parte, la cartera de vivienda creció $645.2 mil millones y microcrédito $18.3 mil millones, con variaciones reales anuales de 9.41% y 0.43%, respectivamente.

Las obligaciones crediticias que se encuentran al día representan 95.19% de la cartera total y registraron un crecimiento positivo: La cartera al día, es decir con mora inferior a 30 días, ascendió a $449 billones, lo que equivale a un incremento de $3.9 billones respecto al mes anterior y a un crecimiento real anual de 3.43%.

El indicador de calidad de la cartera total (cartera vencida / cartera bruta) fue 4.81%. En marzo se siguió consolidando la tendencia descendente de la cartera vencida registrada desde junio de 2017 cuando el crecimiento real anual se ubicó en 41.43%. El crecimiento de la cartera vencida en el mes estuvo por debajo del crecimiento de la cartera bruta al registrar una variación real anual de 2.07%, llegando a $22.7 billones. Sin embargo, la brecha entre el crecimiento mensual de la cartera bruta y la cartera vencida aumentó llevando a que el indicador de calidad presente un incremento de 7 puntos base (pb) frente a febrero.

El nivel de provisiones de los EC es consistente con los niveles de riesgo que asumen. En línea con el comportamiento de la cartera en riesgo, así como con el crecimiento de la cartera bruta, las provisiones totales mostraron una variación real anual de 6.8%, alcanzando un valor de $29.28 billones, de las cuales $5.12 billones correspondieron a la categoría A (de menor riesgo) y representaron el 17.5%. En consecuencia, el indicador de cobertura de la cartera (provisiones/cartera vencida) fue 129.1%, es decir que, por cada peso de cartera vencida los EC tienen cerca de $1.29 en provisiones para cubrirlo.

Los depósitos y exigibilidades registraron en marzo un saldo de $416.1 billones y una variación real anual de 2.31%. Este crecimiento fue explicado por el incremento mensual de $2.5 billones en el saldo de las cuentas de ahorro, equivalente a una variación real anual de 3.98% y en los CDT que registraron una variación real anual de 0.93%, con un crecimiento mensual de $867.1 mil millones al tiempo que las cuentas corrientes registraron un incremento de $44.7 mil millones en el mes. De esta forma, las cuentas de ahorro cerraron el mes con un saldo de $181.7 billones, CDT $169.3 billones y las cuentas corrientes $54 billones.

El saldo de los CDT con vencimiento superior a un año fue $109.4 billones, del cual $77.9 billones correspondieron a depósitos con plazo mayor a 18 meses, lo que equivale a 46.04% del total. La tenencia de CDT se distribuyó de la siguiente manera: 76.51% personas jurídicas y el restante 23.49% personas naturales.

Los resultados de los EC contribuyen al suministro continuo de servicios y productos financieros. Hasta marzo las utilidades acumuladas ascendieron a $3.4 billones, de las cuales los bancos registraron $2.8 billones, seguidos por las corporaciones financieras $484.1 mil millones, cooperativas financieras $50 mil millones y compañías de financiamiento $5.6 mil millones.

La utilidad operacional fue explicada principalmente por el margen neto de intereses en 61.1%, servicios financieros 14.4%, ingresos por venta de inversiones y dividendos 14.8%, valoración de inversiones 8.5% y servicios financieros diferentes de comisiones y honorarios 4.4%. Es importante tener en cuenta que los EC con el fin de fortalecer la capacidad patrimonial para mantener su crecimiento, en promedio se capitalizó el 61% de las utilidades de 2018.

Los EC cuentan con capacidad patrimonial para respaldar los riesgos que toman. El nivel de solvencia total se ubicó en 16.06%, cifra que superó en 7.06 puntos porcentuales (pp) el mínimo requerido (9%). La solvencia básica, que se construye con el capital con mayor capacidad para absorber pérdidas, llegó a 11.65%, excediendo en 7.15pp el mínimo requerido (4.5%).

Por tipo de entidad, los bancos registraron un nivel de solvencia total de 15.24% y solvencia básica 10.69%, las corporaciones financieras presentaron niveles de capital regulatorio total y básico de 51.55% y 49.34%. A su vez, las compañías de financiamiento mostraron niveles de 13.64% y 12.33%, en su orden. Por último, las cooperativas financieras cerraron el mes con niveles de solvencia total de 23.41% y básica 22.11%.

La capacidad para atender las necesidades de liquidez de los establecimientos de crédito es suficiente. Al cierre de marzo registraron activos líquidos ajustados por riesgo de mercado que, en promedio, superaron 2.2 veces a los Requerimientos de Liquidez Netos (RLN) hasta 30 días. Esto quiere decir que este tipo de entidades contaban con recursos suficientes para cubrir las necesidades de liquidez de corto plazo.

Es importante tener en cuenta que, de acuerdo con la Circular Externa 009 de 2018, a partir del 29 de marzo de 2019 las entidades deben adoptar los cambios en los porcentajes de castigo de activos líquidos y la segmentación de depositantes en el Indicador de Riesgo de Liquidez fruto de la convergencia hacia Basilea III.

Los recursos de terceros administrados en el sector fiduciario continúan creciendo. Los activos administrados por las sociedades fiduciarias cerraron el mes con un saldo de $551 billones, presentando una variación mensual de $9 billones, siendo el grupo de fiducias el que registró el mayor incremento ($7.2 billones) por cuenta del aumento en las fiducias de administración. En cuanto a la participación por tipo de negocio, el mayor aporte lo generó el grupo de fiducias que representó el 71.6% del saldo total, seguido por los recursos de la seguridad social relacionados con pasivos pensionales y otros relacionados con salud (RSS) 14.3%, los fondos de inversión colectiva (FIC) 10.7%, fondos de capital privado (FCP) 2.9% y el 0.5% restante correspondió a los fondos de pensiones voluntarias (FPV) administrados por las sociedades fiduciarias.

Las sociedades fiduciarias finalizaron el mes con activos por $3.6 billones y resultados acumulados por $197.2 mil millones.

Los resultados acumulados de los negocios fiduciarios fueron $6.8 billones. Por tipo de negocio, las utilidades de las fiducias fueron $3.8 billones, seguidos de los RSS $2 billones, FIC $726.8 mil millones, FCP $234 mil millones y FPV $32.1 mil millones. Por el lado de las fiducias, el mayor incremento anual se dio en la de administración, resultado principalmente del alza en los ingresos netos obtenidos por valoración de instrumentos de patrimonio y administración de concesiones.

Los Fondos de Inversión Colectiva son una opción atractiva para los inversionistas. Los activos administrados por los 200 FIC fueron $82.3 billones, registrando un incremento mensual de $1.9 billones. Las sociedades fiduciarias registraron la mayor participación en la administración de los FIC, con activos por $59.1 billones, equivalentes al 71.8% del total. Le siguieron los FIC de las Sociedades Comisionistas de Bolsa de Valores (SCBV) con $23 billones, representando el 28% del total y las Sociedades Administradoras de Inversión (SAI) alcanzaron $184 mil millones, equivalentes al 0.2%.

Por el lado de los FCP, los 85 negocios administraron activos por $19.8 billones, donde 79.8% correspondieron a las sociedades fiduciarias ($15.8 billones), 16.3% a SCBV ($3.2 billones) y 3.9% a SAI ($769.3 mil millones).

Los inversionistas de los FIC hicieron aportes netos acumulados por $3.8 billones, al tiempo que para los FCP se realizaron aportes netos que ascendieron a $107.8 mil millones. Los aportes brutos en marzo fueron $161.1 billones en FIC y $193.3 mil millones FCP, mientras que los retiros y redenciones alcanzaron $157.3 billones en FIC y $85.5 mil millones FCP.

Los recursos administrados por las Administradoras de Fondos de Pensiones y Cesantías (RAIS) y los Fondos administrados por el Régimen de Prima Media (RPM) mantuvieron la tendencia creciente. Al cierre de marzo de 2019, los recursos ascendieron a $294.4 billones ($285.3 billones en RAIS, $9.1 billones RPM), superior en $6.5 billones respecto a marzo de 2018. De manera desagregada, los fondos de pensiones obligatorias (FPO) administraron $250.7 billones, fondos de pensiones voluntarias (FPV) $19 billones, fondos de cesantías (FC) $15.6 billones, RPM $9.1 billones. De otra parte, el programa de beneficios económicos periódicos (BEPS) gestionó recursos por $186.8 mil millones.

A marzo, los rendimientos acumulados abonados en las cuentas individuales de los afiliados a los fondos de pensiones obligatorias fueron $14 billones. Teniendo en cuenta que es un ahorro de largo plazo, vale la pena señalar que durante los últimos doce meses se abonaron $19.1 billones a las cuentas individuales de pensiones y cesantías.

La rentabilidad del Régimen de Ahorro Individual con Solidaridad (RAIS) se encuentra por encima de los niveles mínimos exigidos por la regulación para cada tipo de fondo.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0