Empresas

Seguridad industrial, un lado empresarial positivo en medio de la pandemia

  • La pandemia por Covid-19 ha traído consigo una crisis económica que los expertos califican como la peor recesión desde la Segunda Guerra Mundial, pero hay sectores que se han visto beneficiados.
La pandemia ha afianzado las buenas prácticas en materia de seguridad industrial en Colombia.

No es un secreto que la pandemia por Covid-19 ha afectado negativamente a la economía mundial. Debido a las cuarentenas y medidas restrictivas que los gobiernos han debido imponer para evitar mayores contagios, por ello muchas actividades comerciales y económicas se suspendieron.

Esto ocasionó una drástica contracción de la economía que, según las previsiones del Banco Mundial en un artículo publicado en junio de 2020, se reduciría en un 5,2% este año, lo que, de acuerdo con el informe 'Perspectivas económicas mundiales' de esa misma entidad, sería la peor recesión desde la Segunda Guerra Mundial.

Claramente, la economía colombiana no está exenta de esta crisis y, de acuerdo con el Boletín Económico Regional del segundo trimestre de 2020, publicado por el Banco de la República en septiembre, todas las regiones del país han presentado descensos en sus indicadores económicos, en comparación con los datos del mismo período del año anterior.

Ese informe señala que, por ejemplo, en Bogotá se presentaron fuertes caídas en la economía de los sectores industriales, construcción, comercio exterior, transporte y del comercio minorista, a excepción de alimentos y bebidas.

El lado positivo de la economía

Sin embargo, no todo son malas noticias y hay otros sectores económicos a los que esta pandemia ha beneficiado.

Es obvio que sectores tecnológicos como las plataformas de trabajo remoto, de ejercicio en casa o de plataformas de streaming, así como los servicios de domicilios, han tenido un crecimiento durante este 2020 debido a las nuevas necesidades que ha creado la pandemia y las cuarentenas.

Otra de esas necesidades que ha creado el Covid-19, la más importante de ellas, de hecho, es la del autocuidado, lo que ha hecho que ese sector de la economía haya tenido un crecimiento importante e inesperado.

"La pandemia ha influenciado que en líneas como la respiratoria, facial, visual y corporal las unidades vendidas hayan sido mayores a las que se tenían proyectadas para este año", explica Gina Bogotá directora de operaciones comerciales y técnicas de STEELPRO Colombia, multinacional líder y experta en el mercado de seguridad industrial, con 13 años de presencia en el país.

"El crecimiento obtenido, comparando el período entre enero y septiembre 2019 frente al mismo período de este año, en unidades, fue del 164%", agrega la experta, quien puntualiza que "logramos vender una cantidad considerable de respiradores que le brindaron una protección certificada a más de un millón de colombianos".

Ella también señala que han incrementado la venta de lentes, monogafas, caretas, guantes de vinilo, guantes de nitrilo y trajes descartables.

A pesar de que, durante la pandemia, debido a las restricciones impuestas, en STEELPRO sí vieron afectadas negativamente otras líneas de productos, como las de calzado, protección solar o trabajo en alturas.

Sin embargo, no ha impactado a la generación o mantenimiento de empleos, aunque Gina Bogotá aclara que "toda nuestra cadena de comercialización en Colombia sí se ha visto afectada en ese sentido, dadas las restricciones a la apertura de puntos de venta de nuestros distribuidores y también porque muchos sectores económicos todavía no están operando al 100%, lo que ha impactado directamente las ventas de elementos de protección personal y de equipos de seguridad industrial y, por ende, al empleo".

Mirada al futuro

"Uno de los principales cambios que se obtuvieron, resultado de la situación presentada en Colombia, fue el aumento de medidas y protocolos de seguridad y salud en el trabajo, junto con el aumento del nivel de conciencia y autogestión de la necesidad de protección adecuada dentro y fuera del trabajo", explica Gina.

Tomando eso en cuenta, las metas generales a futuro de STEELPRO son "seguir creciendo en nuestras líneas relacionadas con la atención y protección de la pandemia y, gracias a la reactivación económica que se ha dado en el país, aumentar las ventas de nuestras otras líneas".

En cuanto a la venta de respiradores, quizá uno de los elementos que más se usan para la autoprotección durante la coyuntura actual, proyectan cerrar el año con al menos dos millones y medio de piezas vendidas.

Sin embargo, la experta aclara que el futuro también plantea algunos retos, como "dar continuidad a los planes de sensibilización en el uso de elementos de protección personal y seguridad industrial adecuados a los niveles de riesgos identificados en las empresas, ya que hemos encontrado que muchas de ellas se han enfocado en el riesgo biológico, debido a todo este tema de la pandemia por Covid-19, descuidando otros riesgos presentes en las diferentes áreas de trabajo, como los riesgos físicos, químicos y condiciones de seguridad, entre otros".

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin